fbpx
Estudiantes de LATMA comparten experiencias con Comunidad Indígena de Amaicha del Valle

Estudiantes de LATMA comparten experiencias con Comunidad Indígena de Amaicha del Valle

Como parte de su experiencia de posgrado, los y las estudiantes de la Maestría en Derechos Humanos y Democratización en América Latina y el Caribe (LATMA), visitaron entre los días 29 de enero y 04 de febrero de 2020 la Comunidad Indígena de Amaicha del Valle, en la provincia Argentina de Tucumán. La visita de campo a la Comunidad se destaca por la oportunidad que ofrece LATMA a sus estudiantes de América Latina de conocer una experiencia única en Argentina, aportando visiones nuevas, y reforzando el compromiso por la lucha de los pueblos indígenas en América Latina y el Caribe.

Intercambio con miembros de la comunidad Amaicha del Valle en la Casa de Gobernanza de los Amaichas

Los y las estudiantes de LATMA compartieron diversas experiencias dentro de una agenda que comprendió la siguientes actividades: visita al proyecto comunitario “bodega de los amaichas”, intercambio de saberes con las autoridades indígenas en la Casa de Gobernanza de los Amaichas, presentación de los proyectos desarrollados en la comunidad, reuniones con los diferentes integrantes del Consejo de Ancianos, participación en la celebración de la ceremonia de la Pachamama, una visita al desierto de Tiu Punco junto a un intercambio con miembros de la comunidad, una visita al sitio arqueológico Ciudad Sagrada de Quilmes y un recorrido por el Dique Los Zazos.

El viaje de estudios estuvo organizado por miembros del equipo académico del CIEP: Diego López – Coordinador Académico; Claudia Couso – Coordinadora de Publicaciones y Red Universitaria; Jeimy Martínez Amaya – Tutora de Posgrado; Rocío Puente de Diego y Violeta Fenández – Asistentes de Comunicación que fueron acompañados por el doctor Osvaldo Kreimer, experto en la temática de los Pueblos Indígenas. Asimismo contaron con la participación especial de Nury Montiel Mallada – Directora de Derechos Humanos de la Corte Suprema de Paraguay, con quien pudieron tener un intercambio sobre los proyectos que se realizan a favor de los pueblos originarios en Paraguay.

Intercambio sobre los proyectos que se realizan a favor de los pueblos originarios en Paraguay con Nury Montiel Mallada

Amaicha del Valle

La Comunidad Indígena de Amaicha del Valle representa un caso líder en la Argentina de afianzamiento y desarrollo de autonomía política, organización comunitaria y de proyectos comunitarios socioeconómicos. La extensión de la propiedad comunitaria reconocida por el Estado Nacional es de 52.812 hectáreas. No obstante ello, la comunidad reclama el reconocimiento de 140.000 hectáreas, de acuerdo al relevamiento y mapeo de tierras de 2013 y en función de lo dictaminado por la Cedula Real de la Corona Española, obtenida en 1716. Según el censo del año 2010, la localidad cuenta con una población de aproximadamente 5000 habitantes que se concentra en la villa central de Amaicha, los Zazos y Ampimpa, así como en el área rural del valle y montañas. De todos ellos, alrededor de un 60% se reconocen como comuneros, es decir, miembros del pueblo diaguita calchaquí de Amaicha. La economía del área se basa en la agricultura familiar, el turismo, las artesanías y los servicios. La actual autoridad comunitaria ha puesto en práctica en estos últimos años numerosos proyectos sociales y económicos, entre ellos una bodega vitivinícola moderna, un jardín de infantes comunitario, una feria de artesanos, un plan de turismo rural familiar, una radio comunitaria, una cooperativa de provisión de telefonía, cable y televisión a toda el área, y otras. Según el censo del año 2010, la localidad cuenta con una población de aproximadamente 5000 habitantes que se concentra en la villa central de Amaicha, los Zazos y Ampimpa, así como en el área rural del valle y montañas. De todos ellos, alrededor de un 60% se reconocen como comuneros, es decir, miembros del pueblo diaguita calchaquí de Amaicha. La economía del área se basa en la agricultura familiar, el turismo, las artesanías y los servicios. La actual autoridad comunitaria ha puesto en práctica en estos últimos años numerosos proyectos sociales y económicos, entre ellos una bodega vitivinícola moderna, un jardín de infantes comunitario, una feria de artesanos, un plan de turismo rural familiar, una radio comunitaria, una cooperativa de provisión de telefonía, cable y televisión a toda el área, y otras.