Leer en diagonal:
Idaes piensa el Volta


Esta historia empieza con un hallazgo. Una integrante del Instituto de Altos Estudios Sociales de la Universidad Nacional de San Martín encuentra un ejemplar de la Revista de Arquitectura del año 1935 dedicado a la inauguración del “Volta”. Llega a sus manos en agosto de 2016 cuando nosotros estamos aún en plena mudanza al Edificio.

La revista contiene planos de cada piso y fotografías de la fachada, los interiores, el mobiliario, la iluminación nocturna. También lleva un muestrario de publicidades con artículos novedosos para la época y con un tono de venta que hoy nos resulta ajeno. En ese ejemplar figura, además, la memoria de Alejandro Bustillo, el arquitecto y creador. Bustillo se muestra convencido de que su obra está llamada a perdurar en el tiempo.

Así, la pregunta por el edificio dispara otras preguntas: por la transformación urbanística del centro porteño; el despertar de la industria eléctrica; el movimiento Art Decó; los proyectos modernizadores de las intendencias de Buenos Aires a principio del siglo XX. Y también abre preguntas por la vida actual del Volta y nuestro habitar allí como Universidad. Un edificio emblemático de la ciudad donde se estudia y aprende Historia, situado sobre una Avenida, la Diagonal Norte, por donde circula la historia política del país todos los días.

Impulsados por esas curiosidades nos reunimos antropólogos, sociólogos, historiadores, historiadores del arte, diseñadores, arquitectos, fotógrafos. No sabemos qué hacer, ni cómo, pero intuimos que la mudanza, la revista, el Volta, pueden ser más que una buena excusa; que pensar los lugares que habitamos son otra manera de producir conocimiento. Y entonces, damos un salto sin red, iniciamos una investigación sin líneas preestablecidas. Leemos, entrevistamos, sumamos cualquier material disponible.

El resultado es ecléctico. Un micrositio que invita a recorrerlo sin guías: cada uno podrá buscar sus propias diagonales en este texto. Y también este proyecto es una invitación para todos aquellos que quieran seguir sumando preguntas sobre la Ciudad, y no solamente. Lo hacemos con la expectativa de que así, ojalá, “Pensar el Volta” esté llamado a perdurar en el tiempo junto a su edificio.

 

Agradecimientos

 

Laura Malosetti Costa
Alicia Aletti
Adrián Gorelik
Gastón Galato
Ariel Villalva Rojas
Administración del Edificio Volta

Fotógrafo: Pablo Carrera Oser

 

Diseño Web: Marina G. De Angelis