Encuentro federal de ciencia y resistencia

Puerto Madryn reunió a trabajadores del sistema científico y universitario para discutir sobre política, género, comunicación y posibles salidas a la crisis que atraviesa el sector. Exigieron la renuncia de Barañao y se pronunciaron en contra de la megaminería en Chubut.

Por Nadia Luna (Desde Puerto Madryn, Chubut)  
__

Agencia TSS – Afuera, el viento patagónico da tregua por un rato y el imponente mar azul está calmo. Adentro, en cambio, el clima se encuentra en punto de ebullición. Los investigadores se estrujan las neuronas tratando de hallar la ecuación que los saque del ajuste. Las científicas, que lucen pañuelos verdes en cuellos y muñecas, debaten sobre estrategias para combatir la violencia de género en los laboratorios. Los docentes discuten sobre el desfinanciamiento a la educación pública. Los administrativos y técnicos les recuerdan a los científicos que ellos también se ven afectados por la crisis. Los comunicadores populares advierten que la ciencia no llega a los barrios.

El III Encuentro Nacional de Ciencia y Universidad se realizó el 11 y 12 de octubre en Puerto Madryn, Chubut. Tuvo como sede a los dos edificios más representativos del ámbito científico y académico de la zona: la Universidad Nacional de la Patagonia San Juan Bosco (UNPSJB) y el Centro Nacional Patagónico (CCT CENPAT CONICET). El encuentro estuvo atravesado por problemáticas diversas y complementarias, centradas en cómo volver a un modelo de país que se apoye en la ciencia y la tecnología y de qué manera superar falencias de los gobiernos progresistas, como el extractivismo. Por supuesto, también estuvo teñido de feminismo, al ser la antesala del 33 Encuentro Nacional de Mujeres durante ese fin de semana en la vecina Trelew.

El Frente Federal de Ciencia y Universidad se consolidó el año pasado durante el II Encuentro, realizado en la Universidad Nacional de Quilmes (UNQ). Está conformado por trabajadoras y trabajadores de estos ámbitos y busca ser un espacio federal de discusión y lucha por una ciencia y educación soberanas, democráticas e inclusivas, que contemplen los intereses del país y la región. Durante dos días, en Madryn se realizaron talleres, cursos y mesas redondas. Al finalizar el encuentro, se hizo una asamblea y se elaboró un documento que se leyó durante el cierre.

El III Encuentro Nacional de Ciencia y Universidad se realizó el 11 y 12 de octubre en Puerto Madryn, Chubut.

De la reunión surgieron dos consensos principales. Uno estuvo relacionado con proyectos de ley que buscan implementar una zonificación minera en Chubut y que se están discutiendo fuertemente entre los habitantes de Madryn. Al respecto, señalaron que “el Frente Federal declara su negativa a la megaminería en Chubut en las condiciones en que las iniciativas legislativas en danza lo están planteando”. El segundo fue un reclamo hacia las autoridades del sistema científico: “En virtud del discurso estigmatizante hacia el sector que deberían defender con orgullo, y por justificar a diario las políticas de ajuste sobre la ciencia argentina, el Frente Federal exige la renuncia del secretario de Ciencia, Tecnología e Innovación Productiva, Dr. Lino S. Barañao, y del presidente del CONICET, Dr. Alejandro Ceccatto”.

En el inicio del encuentro, Juan Emilio Sala, investigador del CENPAT, agradeció a todos los compañeros que se acercaron desde otras provincias hasta esa región austral. “Estamos haciendo un esfuerzo enorme para que este frente sea realmente federal y que no quede solo en el discurso porque el recorte que sufre el sistema científico se profundiza en todo el país”, señaló. Por su parte, el diputado nacional Roberto Salvarezza remarcó: “Hoy estamos asistiendo a un nuevo éxodo de científicos. Los repatriados se están yendo otra vez. Para dar esta lucha, tenemos que integrarnos todos los trabajadores, pero no solo del CONICET y la universidad, sino con otras instituciones del sistema científico que están siendo desguazadas, como el INTI, INTA y CNEA”

En el taller Problemáticas de Género en Ciencia y Universidad, se habló de que las mujeres son mayoría en la base del sistema científico (como becarias, una de las áreas más precarizadas del sector), pero que, a medida que se va ascendiendo hacia puestos directivos (de mejor remuneración), la proporción de científicas disminuye.

En el taller Comunicación, Ciencia y Sociedad (del que participó Agencia TSS como invitada), el valor agregado fue que el debate no quedó solo entre periodistas y científicos, sino que contó con la participación de dos integrantes de La Garganta Poderosa, Mariano Díaz y Fidel Ruiz. “En los barrios, la ciencia se ve como algo intergaláctico. A nosotros nos parece una cosa muy lejana porque nunca llegamos a la ciencia, no por falta de voluntad sino porque estuvimos sacando el agua de nuestras casas todos los días. Nosotros queremos que los científicos vengan, los necesitamos, pero no a estudiarnos como si fuéramos bichos raros: queremos que vengan con la mochila medio vacía para llevarse también los saberes de nuestros barrios”, dijo Ruiz.

En tanto, en el taller Problemáticas de Género en Ciencia y Universidad, se habló de que las mujeres son mayoría en la base del sistema científico (como becarias, una de las áreas más precarizadas del sector), pero que, a medida que se va ascendiendo hacia puestos directivos (de mejor remuneración), la proporción de científicas disminuye. Esto también genera que las mujeres sean las más perjudicadas por las consecuencias del ajuste. Las investigadoras finalizaron el taller con la propuesta de conformar una colectiva feminista dentro del Frente Federal. Finalmente, se leyó el documento consensuado, que contó con las relatorías de cada taller, y se comunicó que la asamblea decidió que el IV Encuentro Federal de Ciencia y Universidad será en La Plata, por lo que nuevamente coincidirá con el Encuentro Nacional de Mujeres.

Un comentario en “Encuentro federal de ciencia y resistencia

  • Pegame y decime machirulo

    (13/11/2018 - 0:07)

    Una pena ver como se malogró una espectacular actividad militante mezclánda autoritariamente con la difusión de la campaña abortista y sus pañuelos verdes.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *